Select Language

Check Application Status
en

Resource Zone

¿Por qué no debes colocar tus manos detrás de la espalda?

Liz DeCarlo

Rate 1 Rate 2 Rate 3 Rate 4 Rate 5 0 Ratings Choose a rating
Please Login or Become A Member for additional features

Note: Any content shared is only viewable to MDRT members.

El lenguaje corporal demuestra inmediatamente quién eres ante los clientes y prospectos.

Todos identificamos a las personas carismáticas en cuanto las conocemos, pero, en realidad, definir qué es lo que hace que una persona sea carismática es un desafío. Es ahí donde entra Vanessa Van Edwards. Ella se ha dedicado a la comprensión de los ingredientes ocultos del carisma y de cómo las personas pueden aprender a ser más carismáticas.

"El carisma es un equilibrio entre calidez y competencia", dijo Van Edwards, investigadora del comportamiento y experta en lenguaje corporal. Las personas hacen suposiciones sobre ti en cuanto te conocen y la gente altamente carismática proporciona indicadores de confianza de inmediato.

"El primer lugar hacia donde dirigimos nuestra mirada son las manos de alguien", dijo Van Edwards. “Las manos son nuestro indicador de confianza. Muestran nuestras intenciones”. Las personas que conoces necesitan ver tus manos; colocarlas detrás de la espalda provoca que los demás confíen menos en ti.

Asimismo, las manos son indicadores de aptitud. Las personas carismáticas utilizan sus manos para hacer énfasis en sus palabras. Van Edwards sugiere practicar mantener las manos en un lugar visible, haciendo uso de gestos explicativos y manteniendo las manos fuera de los bolsillos cuando conoces a personas nuevas.

Al saludar de mano deberás mirar a la persona a los ojos. “El contacto visual construye conexiones más rápidamente y puede usarse para descifrar cómo nos perciben otras personas”, dijo.

Van Edwards define tres tipos de miradas:

  • Poder: Mantén el contacto visual a la altura del rostro de las demás personas. Esto denota aptitud.
  • Social: Haz contacto visual a una altura media entre los ojos y la boca. Este tipo de mirada construye relaciones amistosas y de confianza.
  • Íntima: Directamente a los ojos y hacia la clavícula. Cuando tratamos de evaluar a una pareja potencial, bajamos la mirada.

Las mujeres tienden a optar automáticamente por las miradas sociales, mientras que los hombres usan más las miradas de poder, dijo. Sin embargo, tanto los hombres como las mujeres deben mostrar su propósito con la mirada, usando miradas de poder para demostrar aptitud y miradas sociales para transmitir calidez.

El uso de las palabras también es importante. Debemos evitar abrir una conversación con algo negativo, por ejemplo: “El tránsito estaba pesadísimo”, o “Me siento muy estresado”. Busca la oportunidad para prepararte usando palabras para darle forma a los pensamientos, el comportamiento y las acciones. Por lo tanto, da inicio a una conversación con algo como: “Llegar aquí fue sencillo” o “Este es el final de un día maravilloso”.

“Buscas lo positivo y le mencionas lo bueno a alguien más”, dijo Van Edwards. “Nunca desperdicies una oportunidad para prepararte para lo positivo. Todas las presentaciones de negocios deberían relacionarse con prepararse al igual que las interacciones con miembros del equipo y cónyuges”.

Van Edwards recomienda hacer los mismo con los correos electrónicos. “Piensa, en primer lugar, cómo quieres que se sienta la persona. Haz que esas oportunidades tengan un propósito”, dijo. Modifica las invitaciones desde la agenda de un nombre común para una reunión a lo que deseas que sienta la persona, por ejemplo, puedes poner el nombre a una reunión de Sesión de Trabajo Creativo. Usa palabras cálidas como “juntos”, “colaborar” y “estoy abierto”. Usa frases competitivas como: “Hagamos una lluvia de ideas”.

“Cuando haces esto, estarás preparando a la gente incluso antes de que se reúnan”, dijo Van Edwards. “Es así como hacemos que las personas estén listas para ser la mejor versión de sí mismas antes de que se muestren en público.”

EXPRESA TUS PENSAMIENTOS ADECUADAMENTE

La voz representa otra oportunidad para aprender a ser más carismático, comentó Van Edwards. Controlas tu voz por medio de tu respiración y hablar cuando el aire va de salida crea un tono más bajo. Las personas nos perciben como más aptos y se sienten más calmados cuando escuchan un tono más bajo.

Evita hacer preguntas con inflexión en la que sube tu tono de voz al final de la oración. “Cuando haces esto, le estás diciendo a las personas que en realidad no crees en lo que estás diciendo y que ellos tampoco deberían creerte”, comentó Van Edwards.

Siempre saca aire cuando digas hola, graba tus conversaciones para aprender a erradicar la inflexión en la pregunta y pon en práctica dar noticias delicadas, precios y cronologías con un tono de voz bajo, dijo Van Edwards.

 

{{GetTotalComments()}} Comments

Please Login or Become A Member to add comments